Lucie Etchebers pour Vice

Fui a la primera discoteca nudista de París
Recomiendo a todo el mundo que vaya desnudo a una discoteca, siempre y cuando el resto de gente también vaya desnuda, claro.

Tras varios años intentando averiguar dónde encajo yo en el mundo queer, parece que por fin he empezado a reafirmar mi relación con mi cuerpo, mi género y mi sexualidad. Para poner a prueba mi nivel de autoconfianza, el siguiente paso no podía ser otro que ir en pelotas a una discoteca llena de desconocidos también en pelotas.

Lucie Etchebers pour Vice

A principios de este mes se organizó en Francia la primera noche de juerga nudista en Point Ephémère, un centro de usos múltiples de París. El evento se llamaba 222-32, que es el código que utiliza la justicia francesa para tipificar el delito de exhibicionismo público. El concepto me parecía intrigante no solo por el elemento de la desnudez colectiva.

Sentía curiosidad por ver qué ocurría con las normas sociales en un espacio con personas desnudas y bebiendo. Los organizadores ya anunciaban que estaba “estrictamente prohibido cualquier comportamiento de naturaleza sexual”. ¿Serviría esa medida para hacer que la gente se sintiera más liberada o provocaría que nos cohibiéramos más de lo normal? Continued…Read full original article…

Source: Vice

Original publication jul. 27 2018,

Posted on NatCorn 25th August 2018

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *